1. Share
    [Último minuto] Avioneta pierde contacto tras despegar del aeródromo de Melinka con dirección a Quellón
  2. Share
    Avioneta con dos personas se perdió al sur de Chiloé #AVIONETAEXTRAVIADA ow.ly/9oeq4
  3. Share
    Avioneta con 6 personas se perdió al sur de Chiloé #AVIONETAEXTRAVIADA ow.ly/9ofAp
  4. Share
    [VIDEO] #AVIONETAEXTRAVIADA era pilotada por Ricardo Javier Hein Bahamonde y transportaba 7 pasajeros hacia Chiloé ow.ly/9oqhs
  5. Share
    Allamand y pérdida de avioneta en Chiloé: “Cuando se activa señal de emergencia es posible presumir un impacto” bit.ly/xzTfct
  6. Share
    – Será posible un milagro? Capitán de Puerto, Claudio Vidal, confirmó que una luz intermitente se ve en la Isla Coldita
  7. Share
    Desde Capitanía de Puerto de Quellón indicaron que luz intermitente era una baliza que llevó un pescador
  8. Share
    Allamand descarta aparición de luz intermitente en zona que desapareció la #AVIONETAEXTRAVIADA ow.ly/9prsI
  9. Share
    AHORA: FACh confirma hallazgo de fuselaje de avioneta extraviada en Chiloé rbb.cl/2cek
  10. Share
    RT @BombaEspana: Ministro Allamand NO confirma el hallazgo de sobrevivientes. Avión habría caído en cerro Piedras Blancas. Confirma 3 fallecidos.
  11. Share
    Reiteramos: se encontró el fuselaje de la avioneta perdida en Chiloé y esperamos confirmación de sobrevivientes. Atentos a #Tele13ALaHora.
  12. Share
    Ministro Allamand confirma la muerte de 3 personas tras accidente de avioneta en Quellón rbb.cl/2cek
  13. Share
    AHORA en #24h periodista Daniela Muñoz dice que ministro Allamand le habría confirmado a familiares la existencia de sobrevivientes…
  14. Share
    Insisto el dato de que HABRÍA sobrevivientes lo dio uno de los familiares a nuestra corresponsal Daniela Muñoz
  15. Share
    Gobernador de Chiloé anunció posibles sobrevivientes: Divisamos banderas blancas bit.ly/yWK9rS
  16. Share
    Ministro Allamand confirma 3 fallecidos, fuentes cercanas hablan de sobrevivientes informadorchile.com/2012/0…
  17. Share
    BREAKINGNEWS Minuto a minuto en VIVO con hallazgo de avión siniestrado con 3 fallecidos. Confirmando si hubo sobrevivientes.
  18. Share
    Fuentes cercanas hablan de sobrevivientes en accidente aéreo Quellon. En desarrollo informadorchile.com/2012/0…
  19. Share
    Los restos del avión de Chiloé fueron hallados en tierra, en cerro de sector Piedra Blanca. Vea los detalles en Emol. bit.ly/wSxTy7
  20. Share
    RT @INFORMADORCHILE: Hallan restos de avioneta que cayó en las cercanías de Quellón, Chiloé. Se confirmaron 3 fallecidos. Podrían haber sobrevivientes, ORAR
  21. Share
    [Audio] Escuche al gobernador de Chiloé detallar las “indicaciones de sobrevivientes” bit.ly/y4cvad
  22. Share
    AHORA: Ante los rumores de posibles sobrevivientes de avioneta, Allamand recalcó que no hay antecedentes al respecto bit.ly/yOjP8d
  23. Share
    Aún no hay confirmación oficial de sobrevivientes. Atentos, que en cualquier minuto actualizamos la información en #Tele13ALaHora.
  24. Share
    El SML emitió un comunicado indicando que hay 5 víctimas fatales en accidente de avioneta en Quellón. Allamand todavía no lo confirma.
  25. Share
    Allamand y Directora del SML de Ancud desmienten información sobre 5 fallecidos tras accidente de avioneta rbb.cl/2cek
  26. Share
    A 6 llegarían las víctimas fatales de accidente aéreo en cercanías de Quellón
    #AVIONETAEXTRAVIADA ow.ly/9q6mw
  27. Share
    Encuentran fuselaje de avión en Chiloé y crecen expectativas sobre posibles sobrevivientes elmostrador.cl/?p=243773
  28. Share
    Ministro Allamand dice que hasta esta hora (20:00) no tiene información sobre sobrevivientes de accidente aéreo en #Chiloé.
  29. Share
    [AHORA] Confirman que son 7 las personas muertas tras accidente de avioneta en Chiloé rbb.cl/2cht
  30. Share
    Posibilidades de encontrar al 8vo pasajero son MINIMAS, sgún min. de Defensa. Búsqueda se prolongará 1 semana más.
  31. Share
    Los 7 fallecidos en el accidente de la #AVIONETAEXTRAVIADA en Chiloé serán trasladados mañana al SML de Ancud ow.ly/9qlQc

Intereses de hombres/Intereses de mujeres. Así divide el mundo este kiosco del aeropuerto JFK, en Nueva York. A los hombres les interesa la economía, la actualidad, la política y, en menor medida, también les gusta ejercitarse y ver mujeres lindas. Sólo ellos pueden interesarse en los rankings de universidades, pese a que en este país hay más mujeres que hombres cursando pregrado. Pero claro, a ellas sólo les interesa la cocina, la farándula y la moda. Si hacen click en la foto, la pueden ver más grande. El buen ojo es de Manepedia.

El miércoles de la semana pasada encontré en la página web del New York Times un excelente reportaje sobre Scott Ritter, el ex inspector de la ONU que insistió que en Saddam Hussein no tenía armas de destrucción masiva y que terminó preso por contactar menores de edad por chat con intenciones sexuales. El reportaje estaba en la sección de la revista que aparece todos los sábados. ¿Cómo se me había pasado?

Apenas llegué a Nueva York me suscribí al NYTimes los fines de semana, para poder tener el placer de leerlo en papel mientras tomo desayuno y por internet de lunes a viernes. También me suscribí a The New Yorker y al Economist. Lo sé, es un vicio y deformación profesional, pero disfruto tenerlos en papel cada semana y además es barato. El problema es que con tanto estudio, nunca alcanzo a leerlos es profundidad y es un poco frustrante. Por eso pensé que el reportaje de Ritter se me había pasado y me dio rabia porque ya había tirado la revista al reciclaje.

El sábado siguiente, cuando abrí el diario, me di cuenta de que traía el reportaje sobre Ritter. El NYTimes había decidido publicar tres días antes en internet la edición que saldría el sábado en papel. De la misma forma, cada tarde de sábado publican online la edición digital del domingo. Quizás sea demasiado romántica, pero el NYTimes me está matando el placer de leer el diario en papel.

Y no es el único que lo hace. El Economist sube el jueves la información que al día siguiente me llegará en forma de revista. Y el New Yorker, si bien es más recatado, muchas veces empieza a publicar el viernes las cosas que a mí me llegarán por correo postal recién el lunes o martes. Admito que por ser periodista estoy más expuesta a las noticias y aunque me proponga no meterme a los sitios web para no leer antes las cosas, es inevitable que los reportajes intersantes me lleguen a través de links en las redes sociales. Supongo que no soy la única, ahora que con los dispositivos móviles la gente vive hiperconectada.

Yo entiendo que los medios están buscando nuevas formas para sobrevivir por la caida de las ventas y que sea cual sea la salida, el rol de las ediciones digitales es clave. Sin embargo, la publicidad del papel sigue siendo el puntal del negocio porque las ediciones web no tienen ingresos para sostener una máquina de periodistas que permita tener un periódico de la calidad del NYTimes. Si bien el paywall ha mejorado las perspectivas del negocio en internet, el NYTimes sabe que las ediciones de fines de semana son clave. De hecho, suscribirse para recibir el diario el fin de semana cuesta más barato que suscribirse para leerlo en internet todos los días, pero si uno se suscribe el fin de semana, le dan además el acceso a internet. Por eso lo usan como gancho para mantener vivo el tiraje de la edición dominical (y así mantener el avisaje), como bien explica Ken Doctor de Newsonomics.

Soy de las que se niega a creer que el papel desaparecerá. Contra muchos pronósticos, quiero creer que lo análogo podrá convivir con lo digital, al menos en los medios emblemáticos, como NYTimes, el New Yorker o el Economist. Ojalá entiendan que sus productos premium, como el diario de fin de semana o el material de sus revistas impresas, no contienen noticias de última hora y no hay urgencia en subir la información a su página web. Si lo hacen, van a perder a los cada vez menos lectores fieles, que aún disfrutamos con la experiencia de leer los medios en papel.

Dichato después del terremoto
Hace pocos minutos se cumplieron dos años desde el terremoto. Recordé el recorrido que hice por las regiones del Maule y del Bio Bio a pocos días del tsunami y quise guardar en el blog un registro de las fotografías de la catástrofe. Desde entonces el terremoto y el tsunami se volvieron tema olvidado de nuestro trabajo en CIPER, donde decidimos que la reconstrucción -o la falta de ella- era algo que no podíamos soltar. En este especial está el resultado de ese trabajo.
En un formato totalmente distinto escribí este reportaje para revista Gatopardo, uno de los pocos que he escrito en primera persona y donde recuerdo cómo viví ese día y los que siguieron.

“Durante las últimas semanas, los diarios gastaron tiempo, papel y tinta con declaraciones y evaluaciones oficiales, con detalles sin importancia y con informaciones evidentemente plantadas. El resultado, con rarísimas excepciones, fue un periodismo superficial, repetitivo aburrido y prescindible”, escribía en febrero de 2005 Marcelo Beraba sobre la cobertura de una polémica elección de la cúpula de la Cámara de Diputados de Brasil. Se refería a los principales periódicos, Estado, Globo y Folha de Sao Paulo, pero luego ahondaba sobre este último y en sus propias páginas, más precisamente en la mitad de una página tamaño Mercurio, desnudaba uno a uno los errores cometidos por su diario.

Beraba era entonces el defensor del lector de Folha, que cada domingo tenía la misión de recibir las quejas del público, ponderarlas, exponer las faltas y omisiones de la semana, y proponer cambios. Guardé el recorte porque me pareció que una figura como esa, representada además por un periodista experimentado y sensato, era un gran aporte para un periódico. Es por eso que el defensor del lector es un actor importante en los grandes diarios del mundo, como el Washington Post o El País, y se dice que suele ser el empleado más odiado de la planta.

Me ilusioné cuando hace un par de meses descubrí que el rediseño de La Tercera incluía el primer defensor del lector chileno. Me sorprendió eso sí que para encarnarlo eligieran a Joaquín Villarino, ex editor de Reportajes de El Mercurio, que asocio más con la forma tradicional del periodismo nacional que con la impronta más moderna que en la última década ha caracterizado a La Tercera. También me desilusionó que sólo le dieran un cuarto de página tabloide para exponer sus argumentos.

Con el correr de las semanas, Villarino me ha demostrado que nada tiene que ver con el estilo de Beraba o con lo que yo esperaba fuera el defensor del lector. Aunque creo que ha tenido varios aciertos, en al menos dos oportunidades la figura de “el lector” ha estado representada por personajes que me trasladaron a los años más oscuros de la dictadura. Más allá de mis diferencias políticas con ellos, se trata de figuras que están lejos, me parece, de representar al lector común y corriente que requiere de un defensor.

El primero fue el lector Carlos Cáceres, ex ministro del régimen militar, que cuestionó que Pinochet no fuera incluido entre quienes dejaron su sello en las Fuerzas Armadas. Aunque Villarino aclaró que era una suerte de encuesta y defendió el derecho de elegir las figuras, le pareció oportuno recalcar que ante la figura de Pinochet los periodistas “deben evitar lo políticamente correcto expresado en tergiversaciones históricas y por lo tanto no permitir sesgos, ni condicionarse con posiciones personales”. También creyó importante dejar constancia que “el lector” Cáceres cuestiona la forma en que se escribió sobre el “incendio” a La Moneda porque no se mencionó las circunstancias, que nos tenían en las puertas “del establecimiento de un régimen totalitario marxista”.

Hoy el lector estuvo encarnado por Raúl Hasbún. En este caso la queja no tenía nada que ver con política, sino con el cambio de ubicación en el diario de la página editorial, pero resulta sintomático que pese a decir que diversos lectores expresaron el mismo cuestionamiento, eligiera a un cura que genera tantos anticuerpos por su marcado pasado pinochetista y por representar al ala mas conservadora de la iglesia católica.

El diario puede elegir la mirada que quiera, aunque no me parece que la que está plasmando Villarino coincida demasiado con la línea editorial que ha venido mostrando el diario.

Como una lectora que eligió La Tercera como el principal diario para informarse, me encanta la idea de tener un defensor, pero no me siento representada por este. No sólo por los episodios de Cáceres o Hasbún, sino porque me parece que habiendo temas tan importantes que tratar elige aspectos poco relevantes, no de fondo. No es en ese espacio donde quiero saber del Nobel Vargas Llosa y entre las omisiones del diario la que menos me importa es la “falta” de cobertura de los temas del bicentenarios.

Si me va a defender así, por favor no me defienda.


La mitología periodística cuenta que en una conferencia de prensa alguien -quiero creer que un estudiante en práctica- le preguntó a Aucán Huilcamán a cuánto ascendía la deuda histórica con el pueblo mapuche.

El problema es que durante mucho tiempo se ha actuado como si esa deuda efectivamente fuera cuestión de ceros de más o ceros de menos. Y aún creyendo eso se ha permitido la miseria y lo que se ha gastado, se ha gestionado mal.

Si fuera cuestión de plata el asunto sería más simple de resolver. Hay 34 mapuche que llevan más de 60 días en huelga de hambre y la línea de crédito hace tiempo que está copada. En general me parece que las huelgas de hambre son un arma de presión poco legítima. Poner la vida en juego es como poner una pistola en la sien e iniciar la cuenta regresiva. Suena a extorsión.

Pero trato de entender y entiendo. Es probable que haya delitos de por medio. Casi seguro. Ojalá fuera sólo eso. Acá hay siglos de injusticia que de pronto toman la forma de un gobierno democrático que invoca una ley de la dictadura para que te pudras en la cárcel. Más de cien años, medio bicentenario, según los deseos de la fiscalía. Que además tiene el peso de la prueba a su favor y una corte que avala que te acusen testigos sin rostros. Para qué vamos a hablar de garantías procesales. El peso de la historia graficado en una horrible situación amparada por el “estado de derecho”.

Y en Santiago, en La Moneda, les preocupa que se arruinen los festejos del bicentenario. Ese que celebra la independencia, que nos llevó al camino de la democracia, la justicia y la igualdad. Lindo.

Nunca había visto una fiesta más mustia. Pasamos de la angustia de los mineros enterrados porque un par de empresarios prefirieron aumentar sus márgenes que invertir en seguridad, a los mapuche al borde de la muerte. Para qué hablar del millonario supermercadista que hizo el amague de abrir sus tiendas de corrido durante 58 horas para no perder ni un céntimo del negocio de fiestas patrias. O de los que abogan por el derecho de los chilenos de ir a pasear al mall. Lindo tu bicentenario.

Si no es por todos ellos no nos enteramos de los abusos laborales o del polvorín que se vive en el sur. De lo feos que somos al final.

Ahí es donde la cosa me toca más de cerca. Porque soy periodista, me gusta ser periodista, y no hay nada más frustrante que las líneas editoriales de los medios masivos. El editor que te dice que lo importante son los poderosos, “las lucas”, los Luksic, los Angelini y los Matte. La cara linda eso sí, ni se te ocurra reportear las condiciones laborales de sus empresas. Si lo que importa es la gente bonita. Si la foto no es del National Geographic el mapuche no te califica para el papel couché y para el diario sólo si hablamos de pobreza, de violencia, u otras cosas feas. Lo mismo del obrero, del minero.

Así es el mercado y ahí uno juega como puede, pero confieso que cuando me he pillado actuando naturalmente de alguna forma cercana a eso he sentido vergüenza. El problema es que esto no es personal. La gente se informa por los medios. Sin ellos no existen los mineros, no existen los mapuche. Internet y las redes sociales en algo ayudan, pero no nos engañemos, aún no llegan a todos.

Entonces se siente la indignación del bicentenario. Esa que aflora cuando las cosas no se pueden ocultar. De pronto están ahí y todos las vemos. Y no es lindo como nos quieren hace creer.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.